LAS VEGAS, NEVADA - OCTOBER 23, 2020: Organized by Mi Familia Vota, Latino women rally to celebrate the political influence of Latinas in US politics and to get out the vote in Nevada in Las Vegas, Nevada on Friday, October 23, 2020. (Photo by Melina Mara/The Washington Post via Getty Images)
LAS VEGAS, NEVADA - OCTOBER 23, 2020: Organized by Mi Familia Vota, Latino women rally to celebrate the political influence of Latinas in US politics and to get out the vote in Nevada in Las Vegas, Nevada on Friday, October 23, 2020. (Photo by Melina Mara/The Washington Post via Getty Images)

El fiscal general de Nevada es el abogado del pueblo. Este noviembre, tú tienes el poder de elegir quién te representa, quién lucha por ti en los temas que te preocupan y de qué lado toman esas luchas.

¡Tu estado elegirá un fiscal general en noviembre! 

Entonces, ¿por qué debería importarte?

La gran mayoría de los nevadenses probablemente no han tenido buena razón para preguntarse: “¿Quién es el fiscal general de mi estado?” 

Por extraño que parezca, la respuesta a esa pregunta pronto podría ser crucial para el destino de la democracia estadounidense y su capacidad para decidir quiénes son sus líderes y qué políticas implementan en temas como la seguridad pública, la seguridad económica y la vivienda.

En los últimos dos años, los estados que tuvieron elecciones competitivas en 2020 se han convertido en escenarios de batallas cada vez más tensas sobre los derechos de voto y la ley electoral. En todo el país, los funcionarios electos republicanos y sus abogados se han presentado ante los tribunales con afirmaciones falsas de fraude y manipulación electoral durante las contiendas de 2020. Si bien sus argumentos han sido rechazados en su mayoría por jueces de todos los niveles, si los republicanos tomaran el control de la oficina del fiscal general en Nevada en 2022, esas mismas teorías y demandas falsas podrían tener el respaldo total del gobierno estatal en 2024 y más allá, mejorando su probabilidad de éxito.

Una de las lecciones más importantes de las elecciones de 2020 y sus tumultuosas consecuencias es la importancia de los funcionarios electos estatales menos conocidos. Los titulares de cargos muy motivados, como los fiscales generales, se han convertido repentinamente en árbitros de quién puede votar, de quién es el voto que cuenta y quién infringe o no la ley para socavar una elección. 

Como han demostrado los últimos dos años, los ataques sin precedentes contra las elecciones democráticas en 2020 fueron simplemente un ensayo general para un ataque mucho más cínico y de mayor alcance en 2024. Un fiscal general demócrata en Nevada y otros estados clave podría decidir el destino de las elecciones libres y justas: el eje de la democracia estadounidense. 

Además de su influencia sobre la elección de otros cargos, los fiscales generales estatales también son poderosos por derecho propio. El fiscal general, por ejemplo, determina si Nevada se unirá a las demandas de otros estados sobre temas candentes —como la anticoncepción y los derechos de los trabajadores— que podrían llegar a la Corte Suprema. El fiscal general protege a los consumidores, responsabilizando a las corporaciones depredadoras por fraude, aumento de precios y otras prácticas de explotación. Apoyan y ejecutan programas que protegen los derechos constitucionales de los nevadenses, y procesan delitos y protegen a las víctimas. 

Los fiscales generales también se eligen de forma independiente, lo que les da poder y discreción para actuar en contra de los deseos del gobernador del estado, quien podría ser miembro de un partido diferente. Además, con el estancamiento en el Congreso y una gran mayoría conservadora en la Corte Suprema de EE. UU., los casos que involucran a los estados podrían tener más impacto que nunca. 

Las decisiones que más impactan en tu vida cotidiana, y que a menudo conducen a un cambio nacional, suceden a nivel estatal. No hay mejor ejemplo de eso que la reciente decisión de la Corte Suprema que anuló a Roe vs. Wade. La revocación de la Corte comenzó con una demanda a nivel estatal que impugnaba la prohibición del aborto en Mississippi. 

La ley de un estado dio lugar a una demanda que revocó el derecho al aborto de millones de mujeres en todo el país. Y en el centro de esa lucha estaban los fiscales generales del estado, y también estarán en el centro de muchas luchas futuras. 

Si un republicano es elegido fiscal general de Nevada este otoño, disfrutará de un tremendo poder de ejecución sobre las leyes que afectan el acceso al aborto legal y seguro en el estado. También tendrán la capacidad de atacar los derechos de voto desde los pasillos del poder y frenar la aplicación de las leyes que buscan responsabilizar a las corporaciones por explotar a los trabajadores y consumidores.

El fiscal general de Nevada es el abogado del pueblo. Este noviembre, tú tienes el poder de elegir quién te representa, quién lucha por ti en los temas que te preocupan y de qué lado toman esas luchas.